jueves, 6 de febrero de 2014

Puré de patata

Potato purée; puré de patata
Puré de patata
Una guarnición perfecta tanto para carnes como para pescados, sin las temidas grasas de la mayoría de las salsas, sin los aceites de las patatas fritas de siempre, sabrosa y colorida.

Puede ser una alternativa diferente el típico puré de patata también empleado como guarnición, con mantequilla y leche, y que podemos comprar en forma de copos en el supermercado para no tener más que añadir a una mezcla de leche y agua.

Nos permite dejarlo más o menos espeso, según los gustos, simplemente añadiendo más o menos caldo de la cocción en el momento de pasarlo por la batidora o pasapurés; incluso lo podemos tomar como primer plato dejándolo ligero, casi líqudo, como una crema.

Y si no tenemos tiempo para cocinar, aunque no lleva más de media hora, siempre lo podemos preparar con antelación, teniendo en cuenta que con el reposo espesará algo más, y calentarlo en el momento de comerlo o tomar a temperatura ambiente.

Ingredientes:
Nº raciones: 2

  1. 2 patatas
  2. 1-2 zanahorias (según tamaño)
  3. sal
  4. pimienta negra


Elaboración:
Lavamos las patatas, las pelamos, cascamos y echamos a la cazuela; prodecemos del mismo modo con la zanahoria, pelando y cortando en rodajas que incorporamos a la patata.

Cubrimos con agua, lo justo, tapamos la cazuela y ponemos sobre el fuego a potencia alta hasta alcanzar el punto de ebullición, cuando bajamos la potencia a la mitad, justo para tener un suave burbujeo. Añadimos la sal y pimienta y cocinamos hasta estar tiernas las hortalizas.

Echamos la patata y zanahoria en un recipiente alto o en una batidora de vaso y batimos hasta tener un puré fino y espeso; según lo denso que lo queramos añadiremos caldo de la cocción, siempre poco a poco para no dejarlo más fluído de lo deseado.

Servimos caliente, acompañando tanto a alguna carne como pescado.

Rico y sabroso.

No hay comentarios :