lunes, 25 de agosto de 2014

Mousse de chocolate negro

Mousse de chocolate negro; dark chocolate mousse
Mousse de chocolate negro


Un postre delicado de textura suave y esponjosa, que se deshace en la boca; su sabor no es muy marcado, ligeramente amargo por el chocolate con alto contenido de cacao y la cantidad ínfima de azúcar empleados, pero persiste en la boca después de haberlo tragado.

No conocía el chocolate con el 70% de contenido de cacao de la marca Valor, y cuando lo vi en el supermercado no me pude resistir a probarlo. Su sabor no me resulta tan amargo como el de otras marcas, lo cual no es mejor ni peor, simplemente diferente, y tras consumirlo "a palo seco" comencé a pensar qué receta preparar con él.

Esta mousse es muy sencilla, con pocos ingredientes y menos calórica que otras que podamos encontrar con nata entre sus ingredientes, por ejemplo. La preparamos en pocos minutos, y lo más difícil puede ser esperar el tiempo necesario para refrigerarla y que "coja cuerpo". Lo mejor es prepararla de un día para otro, pero con un par de horas puede ser suficiente.

Es un postre ideal para terminar una comida, si ser empalagoso ni pesado.

Ingredientes:
Nº raciones: 2

  1. 50 gr. de chocolate negro (70% cacao)
  2. 1 huevo (L)
  3. 1 clara (L)
  4. 10 gr. de azúcar glas


Elaboración:
Comenzamos fundiendo el chocolate, para lo que lo troceamos y calentamos al baño maría evitando que le caigan gotas de agua del vapor generado y removiendo de vez en cuando o bien en el microondas a baja potencia y en ciclos de tiempo relativamente cortos, en torno a medio minuto, y removiendo entre ciclo y ciclo para ayudar a fundirlo. Lo reservamos.

Separamos la clara y la yema de los huevos; las primeras las echamos en un recipiente para montarlas y respecto a las yemas, una la reservamos para otra receta y la otra la echamos en el chocolate fundido y mezclamos bien hasta estar totalmente integrada. Notaremos que espesa bastante la mezcla, pero no nos preocupamos.

Montamos las claras a punto de nieve, y cuando vayan estando firmes añadimos el azúcar para terminar de dar consistencia al merengue; cuando lo tengamos bien firme (se forman picos y al volcar el recipiente no se derrama el contenido) añadimos una parte del mismo a la mezcla de chocolate y amalgamamos con movimientos envolventes y suaves. Cuando consigamos una mezcla homogénea añadimos otro poco de merengue y repetimos la operación.

Finalmente echamos toda la mezcla de chocolate en el recipiente con el resto del merengue y siempre con movimientos envolventes de las varillas para no perder excesivo aire de la masa mezclamos hasta conseguir una mezcla cremosa y homogénea.

Repartimos en los recipientes de servicio, cubrimos con film transparente y refrigeramos hasta su consumo, al menos un par de horas.

Delicioso.

mousse de chocolate negro; dark chocolate mousse

No hay comentarios :