jueves, 16 de octubre de 2014

Arroz con liebre

Arroz con liebre; rice with hare
Arroz con liebre


Guiso de los de toda la vida, sencillo pero con todo el sabor posible. Para sentarse tranquilamente a la mesa y degustar con calma acompañado de una rebanada de buen pan y un vaso de buen vino.

Es una receta fácil de cocinar: cortar, rehogar, dorar, cocer... sin técnicas complejas o ingredientes extraños pero requiere su tiempo, no siendo un plato que tengamos en la mesa listo para comer en poco más de 15 minutos; debemos dedicarle en torno a 1 hora de nuestro tiempo y tal vez esa sea la mayor dificultad que encontremos. Pero el plato lo merece, así que en un día no laborable y con toda la calma del mundo me pongo a los fogones para dedicarle todo el tiempo requerido, sin necesidad de mirar el reloj; e igual que no tengo prisas en cocinarlo me siento a la mesa para saborearlo con todo el sosiego posible procurando percibir cada matiz, cada sabor, como ese toque a campo aportado por el romero que espolvoreo en el último momento, ya servido el arroz en el plato.

La carne de la liebre es muy oscura y más dura que la del conejo, lo que nos exige cocinarla durante más tiempo para estar en su punto, tierna y que prácticamente se desprenda sola del hueso; pero todo ese tiempo de cocción se traduce en un caldo mucho más sabroso del cuál se va a nutrir el arroz bomba que empleo. Así que si de vez en cuando echáis la vista atrás para recordar algún guiso especial, simple pero con mucho sabor, el típico "guiso de la abuela", buscad y encontrad un poco de tiempo y animaos con éste. No os arrepentiréis.

Ingredientes:
Nº raciones: 1

  1. 4-5 trozos de liebre
  2. 1 ración de arroz bomba (1 taza de café)
  3. un trozo de cebolla (al gusto, no mucha)
  4. 1 diente de ajo
  5. un trozo pimiento rojo (al gusto, no mucho)
  6. caldo de verduras
  7. aceite de oliva
  8. 1 chorrito de licor (brandy, coñac, ron...)
  9. romero seco


Elaboración:
Ponemos a calentar un poco de aceite en la cazuela mientras picamos fina la cebolla y ajo; los añadimos. Cortamos el pimiento, también fino, lo incorporamos a la cazuela con la cebolla y el ajo y rehogamos durante unos minutos mientras se reblandecen.

Agregamos los trozos de liebre, subimos la potencia del fuego y removemos mientras doramos un poco la carne para sellarla. Vertemos el licor y dejamos que se consuma para eliminar el alcohol; cubrimos entonces con el caldo de verduras (en su defecto puede ser agua con un  poco de concentrado de verduras), bajamos la potencia del fuego y dejamos cocinar durante 25-30 minutos, hasta que se ablande la carne y se consuma el caldo; si es necesario incorporaremos algo más de caldo durante el proceso.

Incorporamos el arroz, lo rehogamos un par de minutos y finalmente incorporamos más caldo o agua, 2,5 partes el volumen del arroz. Cocinamos unos 25 minutos, según las indicaciones del fabricante, hasta consumir el caldo. Con el arroz en su punto retiramos la cazuela del fuego, cubrimos con un trapo unos 3 ó 4 minutos y servimos caliente; espolvoreamos un poco de romero seco ya sobre el plato.

Delicioso.


No hay comentarios :